19 de Julio de 2019

Guadalinfo está participado por las siguientes entidades:

  • Logotipo del Fondo Social Europeo
  • Logotipo de la Junta de Andalucía
  • Logotipo de la Diputación de Almería
  • Logotipo de la Diputación de Cádiz
  • Logotipo de la Diputación de Córdoba
  • Logotipo de la Diputación de Huelva
  • Logotipo de la Diputación de Granada
  • Logotipo de la Diputación de Jaén
  • Logotipo de la Diputación de Málaga
  • Logotipo de la Diputación de Sevilla
> MENU DE NAVEGACIÓN
< CERRAR

Los niños/as de Deifontes (Granada) practican el emprendimiento y la innovación como ciudadanos de “Deifonpolis”

15/05/2019

Una de las actividades con más éxito de la Semana Cultural de Deifontes de este año, ha sido sin duda “Deifonpolis”. Una ciudad a medida de los más jóvenes puesta en marcha gracias a la colaboración como monitores de la Asociación de padres y madres de Deifontes, el patrocinio del Ayuntamiento y la implicación en la organización del centro Guadalinfo de la localidad.

“El objetivo fundamental era motivar el emprendimiento en los peques, que se organizaran para trabajar y poder conseguir lo que querían, a la par de hacerles partícipes  por un día de la vida diaria de los adultos. Creemos que con ello hemos conseguido que adquieran unos valores de compromiso con con su entorno como ciudadanos, y sobre todo diversión”, detalla la Agente de Innovación Local Crissia López Tenorio.

Una ciudad, que por supuesto también contó con su Centro Guadalinfo, en el que en una competición con Kahoot demostraron sus conocimientos sobre su pueblo. “Además Guadalinfo era el banco, en donde nos depositaban el dinero para que les creara intereses”, añade la Agente.

El edificio que alberga el Centro Guadalinfo se transformó en la localidad de Deifontes a pequeña escala, donde los niños/as pudieron participar en diferentes propuestas de talleres en los que ser gratificados con dinero, y  a su vez, canjearlo en distintos servicios (hospital, peluquería, tiendas, biblioteca…).

“En el supermercado por ejemplo los niños/as aprendieran a ordenar y a reponer, a la vez que a vender con lo que trabajamos las matemáticas a la hora de hacer las cuentas como cajeros“, añade la AIL. “En la ferretería podían encontrar la tierra para luego ir de jardineros, y la pintura para luego pintar y decorar las paredes, estos productos también tenían que pagarlos, y fueron bastante demandados“.

Los chavales desarrollaron sus habilidades ciudadanas como adultos y se responsabilizaron en las tareas de limpieza, pintura o ajardinado de su ciudad.

Escogieron según sus preferencias visitar la peluquería, la cafetería  o ayudar en el hospital. Eso sí, siempre cumpliendo con las normas de circulación en sus recorridos, para no ser multados por los agentes de tráfico.

Sacarse el carné de conducir en la autoescuela o el dni fueron algunos de los trámites administrativos que realizaron como vecinos/as de pleno derecho de  “Deifonpolis”.

 

Deja tu comentario

*