> MENU DE NAVEGACIÓN
< CERRAR

El Internet de las Cosas

1/10/2009

Tras este enigmático título se muestra una nueva tendencia del inmediato futuro del uso de internet que desarrolladores y usuarios están llevando a cabo.

El Internet de las cosas es una red que interactua con objetos reales que usa los servicios 2.0 de la web para provocar esa interrelación. Detrás de este concepto están las tecnologías del tipo RFID (identificación por radiofrecuencia), los sensores de todo tipo, los GPS y los dispositivos y teléfonos inteligentes.

¿En qué se traduce esto?  Imagínate un frigorífico que supervisa la comida dentro de él y te notifica cuando necesitas comprar leche. Asimismo, puede supervisar todos los sitios web sobre comida y venta online de productos alimenticios, puede recopilar recetas según tus gustos (y teniendo en cuenta los productos de los que dispones en ese momento en el frigorífico) y puede agregar los ingredientes de forma automática a tu lista de compras, según se le vaya enseñando a hacerlo. Este frigorífico sabe qué tipo de alimentos te gusta comer, sobre el estudio del consumo que vas haciendo en el tiempo. De hecho, la nevera te puede ayudar a cuidar de tu salud, porque sabe qué alimentos son buenos para ti.

Sin embargo, aunque la tecnología está preparada para dar este salto, todavía no encontramos en el mercado frigoríficos que saquen partido a toda la tecnología disponible, aunque sí existen equipos que integran una terminal (y TV) en el aparato y que desde ellos ya se puede hacer la compra, y poco más. Pero la tendencia es a ir integrando la tecnología de consumo masivo con los servicios web, para lograr una integración de nuestro comportamiento virtual con la interacción física de nuestro entorno, que nos facilite tareas y que nos descubra nuevos usos a tecnologías que conviven con nosotros desde hace tiempo.

internet-of-things

Una de las principales empresas que trabaja en este concepto es la pionera IBM, que ofrece una amplia gama de soluciones RFID y de sensores. IBM ha estado ocupada trabajando con varios fabricantes y proveedores de bienes en los últimos meses, para presentar soluciones prácticas para todo tipo de usuarios y empresas, que se irán anunciando en los próximos años.

Por ejemplo, anunció un acuerdo a finales de junio con una empresa danesa de transporte de contenedores. En febrero de 2010, Container Centralen se compromete a utilizar la tecnología de sensores activos de IBM, para permitir a los participantes en la cadena de suministro de productos vegetales seguir el progreso de los envíos, que pasan de los productores a los mayoristas y minoristas, en 40 países en Europa. Específicamente esto se refiere a productos como el transporte de flores y plantas de maceta, que son muy sensibles a las variaciones ambientales; este sistema permitirá a los productores y compradores vigilar las condiciones de transporte y climáticas durante el viaje. Esto logra hacer que el proceso de viaje sea muy transparente, y por lo tanto en el transporte de material delicado se ahorren grandes costos logísticos, a la par de aumentar la eficiencia del sistema de transporte.

¿Qué significa esto, como nueva tendencia dentro de Internet?

Sin duda será una nueva revolución, no sólo por los desarrollos empresariales que ello supondrá, y por lo tanto la creación de nuevas oportunidades de mercado, sino, esto es lo más importante, porque cambiará hábitos y costumbres tanto desde el punto de vista del consumidor, como del ciudadano. Con nuevos tipos de funciones tales como: la vigilancia de la salud mediante los frigoríficos conectados a Internet, la enorme cantidad de nuevos datos acerca de cualquier objeto (mediante dispositivos de radiofrecuencia) debe dar lugar a productos de mejor calidad y que mejoren la toma de decisiones por parte de los consumidores. Por ejemplo, cuando compres una pan de molde, que tenga su propia etiqueta RFID – teóricamente podrá decirte cuando se produjo, cuando fue empaquetado, el tiempo que tardó hasta llegar a la tienda y si la temperatura durante su viaje fue la óptima, cuáles son los ingredientes precisos y los beneficios para la salud asociados (o peligros), y mucha más información (la que obliguen las leyes y las que decida dar por su cuenta el productor).

Como vemos el futuro de la interacción real con internet está por llegar.

Bienvenidos al Internet de las Cosas.

1 comentario

  1. Pepe Luis el 05/10/2009 a las 22:55

    La tecnología con RFID, nació con propósitos de identificación durante la 2ª Guerra mundial, pero ha sido en los finales de los 90, cuando los Sistemas de Identificación Automática, en los procesos de Fabricación y Logística, le dieron su verdadera dimensión y utilidad. Hoy se utiliza en infinidad de aplicaciones siendo un sistema limpio, fiable y de gran productividad en el seguimiento de mercancías y aparatos. Creo que será un elemento insustituible en aplicaciones Domóticas, ya lo es en: Procesos de Control de Calidad, Control de presencia y accesos.

Deja tu comentario